Compartenos en:

Compartenos en Facebook Compartenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
pretenciosas

» Consejos para prevenir las infecciones vaginales

subscribete

Consejos para prevenir las infecciones vaginales

1 Comentario

86160139 Consejos para prevenir las infecciones vaginales VIH vagina sexo salud mujer Salud & Bienestar papiloma virus mujer infecciones vaginales hongos vaginales higiene intima Las infecciones vaginales son algo común en las mujeres. Existen diferentes tipos de infecciones que afectan a esta zona y, aunque la mayoría de estos problemas puede ser resuelto sin grandes complicaciones, de todas formas es mejor prevenirlas. A continuación te entregamos algunos tips para que sepas cómo mantenerte alejada de los gérmenes más comunes que suelen afectarnos.

Una buena higiene

Mantener una correcta higiene íntima es fundamental para prevenir las infecciones vaginales. La zona genital de la mujer es especialmente propensa a desarrollar gérmenes, producto de la constante humedad que existe en esta área y debido a que la propia flora vaginal puede alterarse y desarrollar una infección.

Para prevenir estos problemas, es importante lavar la zona genital todos los días con agua y con un jabón que respete el ph neutro de esta zona. Actualmente podemos encontrar en el mercado productos higiénicos femeninos especiales para lavar el área genital. También es muy importante que sequemos bien esta zona, una buena forma de hacerlo es utilizando el secador de pelo o papel higiénico. Evita secarte ahí con la misma toalla con la que secas tu cuerpo, ya que podrías traspasar gérmenes de otros lugares, como los pies, a la vagina.

El tema de la higiene también es importante cuando se trata de limpiarnos luego de hacer nuestras necesidades. Cuida siempre limpiarte de adelante hacia atrás, para evitar transmitir bacterias de la zona anal hacia la vagina.

Ropa interior adecuada

La ropa interior juega un papel muy importante al momento de prevenir infecciones vaginales. Prefiere llevar siempre bragas de algodón, ya que este material permite que haya una buena ventilación durante el día. Esto evita que transpires, lo cual provocaría que esta área se mantenga húmeda, ambiente propicio para el desarrollo de virus. Además, el algodón es una tela noble y suave, que no te irritará ni causará alergias en esa zona tan delicada.

Cuidado con las enfermedades de transmisión sexual

El contacto genital con otras personas puede traspasarnos virus y gérmenes. Todos conocemos las ETS más comunes como el VIH, el papiloma virus o la gonorrea, pero lo cierto es que también puede ocurrir el contagio de muchos otros virus que son menos graves, pero que de todos modos pueden generarnos una infección vaginal. Además, existen gérmenes que en los hombres son inocuos, es decir, que no les provocan ningún síntoma ni molestia, pero que al entrar en contacto con la zona genital femenina, sí encuentra el ambiente propicio para desarrollarse. Por esto, debes mantenerte informada respecto de los riesgos de las ETS y procurar ocupar condón, a no ser que mantengas una relación estable, donde ambos hayan chequeado que no poseen enfermedades que sean de riesgo para el otro.

Los antibióticos

A muchas mujeres les sucede que cuando toman antibióticos les aparece una infección vaginal, particularmente hongos vaginales. Esto sucede porque los antibióticos alteran la flora vaginal, además de que nos dejan con menos defensas y por ende más propensos a contraer infecciones. Para evitar este problema, consulta a tu médico cómo puedes prevenir los hongos vaginales si tienes que tomar antibióticos. Lo más común es hacer un tratamiento con óvulos paralelamente, pero de todas formas debes consultar con un profesional.

Cuidado con la depilación “brasileña”

Para las que no la conocen, la “depilación brasileña” hace referencia a depilar toda la zona genital, quedando como una bebé. Esto puede resultar muy sexy y erótico, como también práctico a la hora de llevar un bikini diminuto, sin embargo, puede traerte varias complicaciones. Si lo piensas, los vellos púbicos por algo están ahí, su función es protegernos y aislar nuestros genitales de daños externos. Si dejamos al descubierto esta zona, quedamos mucho más propensas a contraer cualquier virus que ande por el aire, así como también nos arriesgamos a sufrir irritaciones con la ropa o durante las relaciones sexuales, lo cual puede transformarse en una infección. Tampoco te pedimos que andes por la vida como una loba, pero procura siempre mantener tu zona genital con al menos un poco de vello.

Visita a tu ginecólogo

Es necesario que acudas a tu ginecólogo al menos una vez al año para una revisión general. Es cierto que la mayoría de las enfermedades presentan síntomas, sin embargo, existen algunas que pasan desapercibidas durante un largo tiempo. Con un chequeo anual tu médico podrá detectar cualquier anomalía que tengas y te indicará cómo tratarla sin mayores complicaciones.

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Otros Articulos:

Comparte este articulo en | Más

Tags:

 

 
 

1 Comment for this post

ADY-HER  Says:

mui bien!!!

 

Deja tu comentario