Compartenos en:

Compartenos en Facebook Compartenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
subscribete

Las algas

algas comestibles Las algas sushi regimen nori dieta cocina sana cocina algas marinas algas comestibles algas Seguramente ya te has dado cuenta de que muchas algas son comestibles. Sin embargo, estas plantas marinas aún están muy poco incorporadas en la alimentación occidental. En el siguiente artículo te contamos sobre sus beneficios para que comiences a hacerlas parte de tu dieta.

Existe aproximadamente unas 20.000 variedades de algas, dentro de las cuales sólo un par de decenas son comestibles. Pueden comerse tanto crudas como cocidas y le añaden a los platos un toque yodado y un perfume y sabor muy característico.

Las algas no se caracterizan por ser muy apetitosas, por lo que no es una buena idea comerlas solas. La mejor opción es incluirlas en recetas de ensaladas, guisos, pasteles o sushi. En este último es donde más comúnmente encontramos el nori, un alga de color casi negro, con un sabor bastante suave y neutro.

Las algas puedes encontrarlas en distintas versiones. Puedes adquirirlas en el mercado frescas, o bien secas, en presentación de escamas, polvo, saladas o deshidratadas. Son fáciles de encontrar en tiendas naturistas, sin embargo hoy en día es cada vez más común verlas en los supermercados.

Las algas son muy ricas en vitamina B12 y en minerales. También poseen muchos oligoelementos y propiedades antioxidantes. Por ello, aunque no sean tan apetitosas, debes esforzarte por incluirlas en tu dieta.

En tu cocina, puedes incluir las algas por ejemplo en una ensalada fresca. Pártelas en trozos pequeños y espolvoréalas encima. También puedes agregarlas a un caldo o a un guiso de verduras. De esta forma se opaca más su sabor, si es que no te agradan tanto.

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Otros Articulos:

Comparte este articulo en | Más

Tags:

 

 
 

Deja tu comentario