Compartenos en:

Compartenos en Facebook Compartenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
subscribete

El crumble

crumble El crumble trucos cocina resposteria recetas dulces postres crumbles cocinar sano cocina sana Cocina saludable cocina inglesa cocina calorías alimentacion sana El crumble es un pastel en base a frutas, originario de la cocina inglesa. Es una exquisita opción para disfrutar a cualquier hora. Conoce todo sobre los crumbles en el siguiente artículo.

En inglés crumble significa migaja, lo cual hace perfecta alusión a la textura de este pastel. El crumble puede elaborarse con distintas frutas, las cuales se recubren con una masa de harina, manteca y azúcar, para luego llevar al horno. En distintos lugares lo suelen acompañar de natillas, helado o compotas de fruta. Sin embargo, esta receta también puede elaborarse de forma salada, en base a quesos o verduras por ejemplo.

La masa

Se trata de una masa granulada que hay que trabajarla con los dedos para que quede de una textura arenosa y después de ser horneada, crujiente. Los ingredientes son los siguientes:
• Harina: harina de trigo, blanca o integral. Unos 250 gr.
• Mantequilla: de preferencia con poca sal. Se necesitan 150 gr. aproximadamente.
• Frutas (para crumble dulce): frutas de la estación a preferencia del consumidor. 1 kilo más o menos.
• Azúcar (para crumble dulce): blanca o morena, según gustos. 90 gr.
• Esencias: para los crumbles dulces, las esencias de vainilla, nuez moscada, almendra o nuez son perfectas, mientras que a los crumbles salados se les puede añadir queso parmesano, hierbas aromáticas o pimienta por ejemplo.

Preparación

Para preparar la masa, se unen todos los ingredientes y se amasa con las manos hasta obtener una mezcla sólida y media granulada. Esta masa se estira sobre un molde para tartas y se lleva al horno hasta que se cueza (15 minutos aproximadamente). Luego se retira y se rellena con la compota de frutas, preparada con las frutas picadas mezcladas con el azúcar y con las esencias que se desee agregar. Luego se prepara una mezcla elaborada con azúcar y un poco de manteca, que se llevan a fuego lento por algunos minutos, hasta que se incorporen bien, resultando una mezcla granulada. Esta se esparce sobre la compota de frutas y se lleva el pastel al horno por 30 minutos app.

Crumbles dulces

La base del crumble dulce es la fruta, la cual dependerá de la estación del año. Algunos de los crumbles más clásicos son:
• El crumble de manzana. Utiliza manzanas reina de reinetas o reineta gris de Canadá y añade canela o jenjibre.
• El clásico british: el crumble con ruibarbo. Para evitar que quede muy dulce, prepara la compota con manzana y ruibarbo a partes iguales.
• El crumble de frutos rojos: mézclalos con manzana, pera o plátano, para obtener una combinación deliciosa.

Crumbles salados
En esta receta simplemente se sustituye la guarnición de frutas por una de verduras, la cual también puede ir acompañada de trocitos de carne, pescado o queso. Es una excelente idea para aprovechar las sobras del fin de semana.

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Otros Articulos:

Comparte este articulo en | Más

Tags:

 

 
 

Deja tu comentario