Compartenos en:

Compartenos en Facebook Compartenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
subscribete

El Brunch

85489124 El Brunch lunch frutas desayuno comida Cocina saludable cocina brunch brakefast almuerzo Esta palabra está sonando cada vez más entre nosotros. Brunch es la unión anglosajona de dos palabras: breakfast y lunch y como su nombre lo indica, se refriere básicamente a una unión entre el desayuno y el almuerzo. Hay muchas ocasiones en que esta combinación puede ser ideal. Conoce más a continuación sobre el Brunch.

Durante las vacaciones y en los fines de semana es muy común que nos levantemos muy tarde para desayunar, pero aún muy temprano para almorzar. La solución: unir estas dos comidas. El Brunch puede sacarte de apuros y además es una forma rica, nutritiva y divertida forma de comer al medio día. La idea de esta comida es llegar hasta la tarde sin hambre, por lo que se deben combinar varios alimentos, intentando hacer una mezcla equilibrada entre comidas dulces y saladas. Café, jugos naturales, frutas, tostadas, cereales, huevos, tocino, embutidos y vino o cava son algunos de los ingredientes principales que caracterizan un buen Brunch.

Desde hace ya varios años muchos restaurantes ofrecen esta opción dentro de sus menús, en horarios que van normalmente entre las 11 y las 3 de la tarde. Pero para disfrutar de un Brunch no necesitas salir de tu casa. Lo mejor de esta comida, es que no tiene reglas, cada uno crea e inventa su Brunch en base a lo que más le guste. A continuación te presentamos los componentes básicos del Brunch, para que lo prepares tú misma en la tranquilidad y comodidad de tu casa, junto a tu familia, amigos o simplemente sola. Toma nota.

Panes y cereales. Deben estar presentes de distintas formas: baguette, molde, integral, blanco, con semillas, dulce, salado etc. Los cereales pueden consistir en avena, hojuelas de trigo, de maíz, etc.

Bebidas. Deben consistir principalmente de zumos naturales de frutas, café, té o infusiones. Estos se pueden combinar también con una copa de vino o cava, o bien, con una cerveza.

Frutas. Inclúyelas en tu Brunch tanto frescas como secas. Plátanos, manzanas, peras, frutos del bosque, uvas o cualquier fruta de la temporada, y nueces, almendras, higos o pasas para picar. Las frutas puedes presentarlas de distintas formas, como brochetas, macedonia o simplemente trozadas. El tomate y el aguacate también son dos elementos fundamentales que puedes agregar a tu Brunch.

Lácteos. Pueden estar presentes de muchas formas: yogures, batidos, leche, quesos, mantequilla, etc. Una buena idea es combinar las frutas con los lácteos, por ejemplo preparando un milkshake, o mezclando el yogurt con fruta picada o con frutos secos.

Embutidos y quesos. El jamón en sus diferentes variedades es un elemento fundamental en el Brunch, así también como los patés, el queso crema, el salami y el tocino. Una tabla de quesos con distintas variedades también puede ser un buen complemento, ideal para picar entremedio. Además, puedes agregar salchichas y longanizas, que combinadas con unos huevos revueltos quedan perfectas.

Dulces. Croissantes, muffins, waffles, crepes, pasteles, palmeras, tortas, gofres, galletas, tartas, en fin, las opciones son infinitas y dependen de tus gustos. Sin embargo, una recomendación es presentarlos en trozos pequeños, de modo que se puedan probar de varios tipos.

Cóctel. Para los más entusiasmados, el Brunch también puede incluir un cóctel. En muchos restaurantes se sirve con un Bloody Mary, pero puede ser cualquier cóctel de tu agrado.

Los ingredientes anteriormente expuestos, pueden complementarse con algunas verduras, como lechuga, recula, pepino o zanahorias, así como también con atún, anchoas, mariscos o salmón ahumado.

La idea del Brunch es presentar todo sobre la mesa como un buffet, de modo que cada uno se sirva libremente y según lo que le apetece primero.

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Otros Articulos:

Comparte este articulo en | Más

Tags:

 

 
 

Deja tu comentario