Compartenos en:

Compartenos en Facebook Compartenos en Twitter Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
pretenciosas

» Cuidados para tu piel en invierno

subscribete

Cuidados para tu piel en invierno

piel invierno Cuidados para tu piel en invierno piel moda mujer Moda & Tendencias invierno y piel hidratacion cutis cutis cuidados piel invierno cuidados piel cuidados cutis invierno belleza mujer Belleza No sólo en verano debemos cuidar especialmente nuestra piel. También en los meses fríos esta necesita de ciertas atenciones. Atenta a estos consejos.

El frío, el viento, la lluvia, la nieve… pueden perjudicar tu piel si no le entregas los cuidados necesarios. Luce una piel radiante y fresca también en el invierno con los consejos de belleza que Pretenciosas trae para ti.

La importancia de la hidratación

En el invierno también es importante hidratar adecuadamente la piel. Lo primero que debes saber, es que tu piel debe hidratarse desde adentro y desde afuera. Para humectarla desde dentro, debes beber dos litros de agua al día, así evitas que se seque. La hidratación por fuera se hace mediante la utilización de las cremas adecuadas.

Aquí, es necesario que elijas la crema específica para tu tipo de piel y también para tu etapa vital. No es lo mismo utilizar una crema reafirmante, anti-arrugas, hidratante, etc. Asesórate con un dermatólogo o bien, con una cosmetóloga, de modo que evalúe qué tipo de piel tienes y por ende qué crema es la más adecuada según tu edad.

La protección

Aunque no lo creas, durante los meses de invierno también es necesario proteger nuestra piel del sol, ya que, si bien los rayos no son tan fuertes como en el verano, de todos modos están presentes y dañan tu piel. Por eso, procura que tu crema de día también incluya filtro solar UV y UVA.

Evitar los cambios de temperatura

En invierno los cambios de temperatura son extremos, de estar en un interior calefaccionado y calentito, pasamos a un exterior gélido, muchas veces con viento, lluvia o nieve. Nuestra piel sufre con estos bruscos cambios, resecándose y agrietándose. Por eso, trata de evitar exponer a tu rostro y manos a estos cambios. No te pegues a la estufa antes de salir o cúbrete con una bufanda y guantes.

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Otros Articulos:

Comparte este articulo en | Más

Tags:

 

 
 

Deja tu comentario